Miedo al dentista: ¿Cómo enfrentarte a ello?

Muchos pacientes nos explican que su miedo al dentista es consecuencia de una mala experiencia de niño o de algún tratamiento  doloroso. Otras es psicológico y no responde a experiencias traumáticas.

En ambos casos, siempre hay técnicas que pueden acercar al paciente al facultativo, haciendo que poco confíe en el equipo odontológico y a poco se familiarice con las técnicas de trabajo empleadas.

En niños, es tanto responsabilidad de los odontólogos, como de los padres que estos tengan buenas experiencias; unos padres con buena educación bucodental, transmitirán a sus hijos la importancia de adquirir hábitos de higiene desde la más temprana edad. Ello se conseguirá desde el ejemplo, haciendo del cepillado un momento familiar, y revisando su cepillado al finalizar.

Y los odontólogos empleando un lenguaje positivo, empleando frases como “todo va a salir bien….”, “te estás portando fenomenal …”, “acabamos enseguida …”, “¡vas a tener premio!”.

En el caso de los adultos, es algo parecido la buena comunicación entre el paciente y el dentista.

El dentista escuchará  y explicará con detalle el tratamiento a realizar, duración del mismo y lo que sentirá en cada momento, ayudado por la figura de la higienista que aclarará las dudas. Cuanta más información el paciente se relajará y confiará en la figura del dentista.

En Asisa Dental queremos que confíes en tu dentista y creamos siempre buenas experiencias. ¿Quieres venir a comprobarlo?

Carmen Longobardo.

Coordinadora clínicas Asisa Dental Valencia